Blog

Vacuna contra el Virus del Papiloma Humano (VPH)

¿Por qué es necesario vacunarse?

La vacuna contra el VPH previene la infección con tipos del virus del papiloma humano (VPH) que están asociados con muchos tipos de cáncer, entre los que se incluyen los siguientes:

  • cáncer cervical en mujeres,
  • cáncer de vagina y de vulva en mujeres,
  • cáncer anal en mujeres y en hombres,
  • cáncer de garganta en mujeres y en hombres,
  • cáncer de pene en hombres.

Además, la vacuna contra el VPH previene la infección con tipos del VPH que causan verrugas genitales tanto en las mujeres como en los hombres.

En EE. UU., unas 12,000 mujeres contraen cada año el cáncer cervical, y casi 4,000 mujeres mueren a causa de él. La vacuna contra el VPH previene la mayoría de estos casos de cáncer cervical.

La vacunación no es sustituto de los estudios de detección de cáncer cervical. Esta vacuna no protege contra todos los tipos de VPH que pueden provocar el cáncer cervical. Las mujeres todavía deben someterse con regularidad al frotis de Papanicolaou de rutina.

La infección por el VPH suele producirse por contacto sexual, y la mayoría de las personas se infectan en algún momento de su vida. Cada año, se infectan aproximadamente 14 millones de estadounidenses, lo que incluye adolescentes. La mayoría de las infecciones desaparecen solas y no causan problemas graves. Pero miles de mujeres y hombres contraen cáncer y otras enfermedades por el VPH.

¿Cuál es la vacuna contra el VPH?

La vacuna contra el VPH está aprobada por la Agencia de Alimentos y Medicamentos (Food and Drug Administration, FDA) y es recomendada por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (Centers for Disease Control and Prevention, CDC) tanto para hombres como para mujeres. Se administra de forma rutinaria a los 11 o 12 años de edad, pero puede aplicarse a partir de los 9 años hasta los 26 años.

La mayoría de los adolescentes de entre 9 y 14 años deberían recibir la vacuna contra el VPH como una serie de dos dosis con un intervalo de 6 a 12 meses entre las dosis. Las personas que comienzan la vacunación contra el VPH a los 15 años o más tarde deberían recibir la vacuna como una serie de tres dosis: la segunda dosis se debe administrar entre 1 y 2 meses después de la primera dosis y la tercera dosis se debe administrar 6 meses después de la primera dosis. Hay varias excepciones a estas recomendaciones respecto de la edad. Su proveedor de atención médica puede proporcionarle más información.

¿Quiénes no deben recibir la vacuna contra el VPH?

  • Toda persona que haya tenido una reacción alérgica severa (potencialmente mortal) a una dosis de la vacuna contra el VPH no debe recibir otra dosis.
  • Toda persona que tenga una alergia severa (potencialmente mortal) a algún componente de la vacuna contra el VPH no debe recibir la vacuna.

¿Cuáles son los riesgos de esta vacuna?

Con cualquier medicamento, incluidas las vacunas, hay posibilidades de que se produzcan efectos secundarios. Aunque estos son usualmente leves y desaparecen por sí solos, también es posible que se produzcan reacciones graves.

La mayoría de las personas que reciben la vacuna contra el VPH no tienen ningún problema grave con ella.

Problemas leves o moderados luego de la aplicación de la vacuna contra el VPH:

  • Reacciones en el brazo donde se aplicó la inyección: Dolor muscular (aproximadamente 9 de cada 10 personas); enrojecimiento o hinchazón (aproximadamente 1 de cada 3 personas)
  • Fiebre: leve (37.8°C/100°F) (aproximadamente 1 de cada 10 personas); moderada (38.9°C/102°F) (aproximadamente 1 de cada 65 personas)
  • Otros problemas: Dolor de cabeza (aproximadamente 1 de cada 3 personas)

Problemas que podrían ocurrir después de cualquier vacuna inyectada:

  • En algunos casos, las personas se desmayan después de un procedimiento médico, incluida la vacunación. Sentarse o acostarse durante aproximadamente 15 minutos ayuda a prevenir los desmayos y las lesiones causadas por una caída. Informe al médico si se siente mareado o si tiene cambios en la visión o zumbido en los oídos.
  • Algunas personas sienten un dolor grave en el hombro y tienen dificultad para mover el brazo donde se aplicó la inyección. Esto ocurre con muy poca frecuencia.
  • Cualquier medicamento puede provocar una reacción alérgica grave. Tales reacciones a una vacuna son muy poco frecuentes: se estima que se presentan aproximadamente en 1 de cada millón de dosis y se producen de minutos a horas después de la vacunación.Al igual que con cualquier medicamento, hay una probabilidad muy remota de que una vacuna cause una lesión grave o la muerte.La seguridad de las vacunas se monitorea constantemente.

¿Qué hago si ocurre una reacción grave?

¿A qué debo prestar atención?

Debe prestar atención a todo lo que le preocupe, como signos de una reacción alérgica grave, fiebre muy alta o comportamiento inusual.

Los signos de una reacción alérgica grave pueden incluir ronchas, hinchazón de la cara y garganta, dificultad para respirar, pulso acelerado, mareo y debilidad. Por lo general, estos podrían comenzar minutos a horas después de la vacunación.

Todas la publicaciones:

Botox. Rejuvenecimiento Facial
Blog

Botox. Rejuvenecimiento Facial

El bótox O Dysport constituye la alternativa más eficaz para disminuir los surcos y arrugas de expresión en el tercio...
Read More
Sigue nuestros consejos!!
Blog

Sigue nuestros consejos!!

Bienvenidos a nuestro Blog, donde publicaremos noticias y consejos prácticos para nuestros pacientes. !Nos vemos!
Read More